Exposición a aves como factor de riesgo de cáncer de hígado y de páncreas (13/09/2013) | Unión Vegetariana Española

Cocina vegetariana/vegana

Equipo de nutrición de la UVE

user warning: Got error 134 from storage engine query: SELECT data, created, headers, expire, serialized FROM cache WHERE cid = 'locale:es' in /var/www/vhosts/unionvegetariana.org/httpdocs/includes/cache.inc on line 27.

Exposición a aves como factor de riesgo de cáncer de hígado y de páncreas (13/09/2013)

Durante años he hablado de la excesiva mortalidad en los trabajadores de la industria avícola, asociada con virus causantes de verrugas cancerosas procedentes de los pollos que se pueden transmitir a la población general que manipula pollo fresco o congelado. El año pasado hablé del mayor estudio hasta el momento que "confirmaba los hallazgos de otros 3 estudios anteriores de que los trabajadores de los mataderos y de las las plantas de procesado de aves presentan un riesgo superior de morir por ciertos cánceres", y se añade el cáncer de pene a los riesgos asociados con la exposición a aves. Aquello fue al estudiar a 20.000 trabajadores avícolas. Bien, pues ahora disponemos de otro estudio, estudiando a 30.000.
El propósito del estudio era "analizar la hipótesis de que la exposición a los virus carcinógenos de las aves que se registran ocupacionalmente en los trabajadores avícolas - por no hablar de la población general - podría estar asociada con mayor riesgo de muerte por cáncer de hígado y de páncreas". Encontraron que los operarios que sacrifican pollos tienen unas 9 veces más probabilidades de contraer esos dos tipos de cáncer.
Para situar esto en su contexto, el factor de riesgo más cuidadosamente estudiado de cáncer de páncreas, que es uno de los cánceres más mortíferos, es el tabaco. Incluso fumando durante más de 50 años, sin embargo, tan sólo se registra el doble de probabilidades de cáncer de páncreas. Los matarifes de aves parecen tener 9 veces más probabilidades.
Para el cáncer de hígado la causa mejor conocida y estudiada es el alcohol. Quienes consumen más de cuatro bebidas diarias tienen el triple de probabilidades de cáncer de hígado. Al igual que sucede con el cáncer de páncreas, parece que matar aves multiplica por 9 las probabilidades de cáncer de hígado.
Hay enfermedades exclusivas de la industria cárnica, como la recientemente descrita "enfermedad del cepillado del salami" que afecta a quienes trabajan durante 8 horas diarias quitando con un cepillo metálico el moho blanco que crece de forma natural sobre el salami, pero la mayoría de las enfermedades que padecen los trabajadores cárnicos son más universales. La razón por la que se pudo determinar tan fácilmente la conexión entre el amianto y el cáncer es que el amianto provocaba un tipo de cáncer particularmente inusual, que era prácticamente desconocido hasta que empezó a haber una explotación minera y un uso industrial extendido del amianto. Pero el cáncer de páncreas que se puede originar por comer pollo, es el mismo cáncer de páncreas que se puede producir por fumar cigarrillos, de modo que es más difícil establecer una relación causa-efecto. Conclusión: a pesar del riesgo extremadamente alto de contraer cánceres mortales, no esperes una prohibición similar a la del amianto sobre Kentuchy Fried Chicken a corto plazo.

Texto original: 

 

For years I've talked about the excess mortality in poultry workers associated with these wart-causing chicken cancer viruses that may be transmitted to those in the general population handling fresh or frozen chicken. Last year I talked about the largest study at the time “confirming the findings of three other studies to date that workers in poultry slaughtering and processing plants have increased risk of dying from certain cancers,” and adding penis cancer to the risks linked to poultry exposure. That was looking at 20,000 poultry workers. Well, we have yet another study now looking at 30,000.
 
The purpose of the study was to "test the hypothesis that exposure to poultry cancer-causing viruses that widely occurs occupationally in poultry workers—not to mention the general population--may be associated with increased risks of deaths from liver and pancreatic cancers." They found that those who slaughter chickens have about 9 times the odds of both pancreatic cancer and liver cancer. 
 
Just to put this in context, the most carefully studied risk factor for pancreatic cancer, one of our deadliest cancers, is cigarette smoking. Even if you smoke for more than 50 years, though, you ‘only’ about double your odds of pancreatic cancer. Those that slaughter poultry appear to have nearly 9 times the odds.
 
For liver cancer the most well-known and studied cause is alcohol. Those that consume more than a four drinks a day have triple odds of liver cancer. As with pancreatic cancer, poultry slaughtering appears to increase one's odds of getting liver cancer 9-fold. 
 
There are diseases unique to the meat industry, like the newly described "salami brusher's disease" that affects those whose job it is to wire brush off the white mold that naturally grows on salami for 8 hours a day, but most diseases suffered by meat workers are more universal. The reason the connection between asbestos and cancer was so easy to nail down is that asbestos caused a particularly unusual cancer, which was virtually unknown until there was widespread asbestos mining and industrial use. But the pancreatic cancer one might get from eating chicken, is the same pancreatic cancer one might get smoking cigarettes, so it's more difficult to tease out a cause-and-effect-relationship Bottom line: despite the extremely high risks of deadly cancers, don't expect an asbestos-type ban on Kentucky Fried Chicken anytime soon.
 
Referencia del estudio: 

naetura la cosmética verde

Restaurantes Vegetarianos

Formación Veg-Academy