Image Alt

Diabetes y alimentación vegetal: Recomendaciones específicas

  /  Blog UVE   /  Alimentación   /  Diabetes y alimentación vegetal: Recomendaciones específicas
diabetes y veganismo

Diabetes y alimentación vegetal: Recomendaciones específicas

Hoy en día es muy común oír hablar del término “diabetes”. 

Al escuchar esta palabra todos lo relacionamos con una enfermedad relacionada con el azúcar en sangre, pero realmente, ¿qué es la diabetes?

De manera sencilla y breve, para explicar esta enfermedad, deberíamos tener claros dos conceptos claves: insulina y glucosa.

Todo organismo está compuesto por células que necesitan energía para poder funcionar correctamente; mantener las constantes vitales, estar activo, tener una temperatura corporal estable. La energía se consigue a través de la alimentación. Alimentos que se metabolizan hasta llegar a ser moléculas sencillas, para así utilizarse por nuestras células. 

En el caso de los hidratos de carbono (macronutriente presente mayoritariamente en alimentos como la patata, el arroz, la pasta, cereales, entre otros…), la digestión llega a descomponerlos hasta su molécula más sencilla: glucosa.

La glucosa es la fuente principal de energía para las células del organismo. Pero, para que la glucosa pueda entrar dentro de las células y ser utilizada por éstas, necesita la presencia de una hormona: insulina.

Pues bien, la diabetes es una enfermedad metabólica en la que el cuerpo es incapaz de secretar insulina o utilizarla eficazmente, produciendo un aumento de los niveles de glucosa en la sangre. Esto, si no se controla, puede desencadenar en problemas a largo plazo en la mayoría de los órganos, como ojos, riñones, nervios y corazón.

Hay que tener en cuenta que no todas las diabetes son iguales. 

  • Por un lado, existe la diabetes tipo 1, patología en la que el organismo es incapaz de producir insulina, debido a una destrucción de las células que segregan esta hormona (situadas en el páncreas). Suele aparecer en la infancia o adolescencia, aunque cada vez es más frecuente que aparezca también en edad adulta (conocida como Diabetes LADA).
  • Por otro lado, en la diabetes tipo 2, relacionada directamente con el sobrepeso y la obesidad, existe un deterioro de los receptores de insulina de las células. Al comienzo de la enfermedad, la cantidad de insulina producida por el páncreas es normal (o alta). Con el tiempo la producción de insulina suele disminuir. Esta diabetes está relacionada directamente con un estilo de vida poco saludable. Por esta razón, cuando se empiezan a ver claros indicios de aparición de esta diabetes, cambios de estilo de vida van a conseguir revertir esta enfermedad. También decir, que nunca es tarde para tratar de mejorar el estilo de vida, ya que la calidad de vida siempre va a ser notablemente mejor.
  • Por último, hablar brevemente de la diabetes gestacional, que, aunque a nivel fisiológico ocurre lo mismo que en la diabetes tipo 2 (resistencia por parte de las células a la insulina). Es provocada por los cambios hormonales que existen durante el embarazo.
grafico diabetes y veganismo

International Diabetes Federation [Internet]. B-1160 Brussels, Belgium. Disponible en: https://idf.org

 

Explicado esto, decir, que en todas las diabetes la alimentación tiene un papel fundamental (el ejercicio también juega un papel muy importante).

Tampoco hay que volverse loco buscando cosas raras (productos para diabéticos, etc..), simplemente hay que intentar seguir una alimentación saludable, al igual que debe hacer una persona sin ninguna patología.

Una manera sencilla de conseguirlo es seguir el patrón del plato de Harvard.

 

plato harvard

HARVARD T.H CHAN [Internet]. MA 02115,Boston. Disponible en: https://www.hsph.harvard.edu/nutritionsource/healthy-eating-plate/translations/spanish/

 

Hay que tener en cuenta que, en personas con diabetes, los hidratos de carbono cobran un papel esencial, ya que, en una persona sin esta patología, al consumir alimentos con este macronutriente, su propio organismo se encargará de autorregular el azúcar en sangre (glucemia). En cambio, en el caso de los diabéticos tipo 1, ellos mismos van a tener que administrarse la insulina en función de los hidratos que aparezcan en su dieta. En el caso de las personas con diabetes tipo 2 y diabetes gestacional, como todavía existe la producción de insulina, pero no puede utilizarse de manera eficiente, el objetivo principal es conseguir una glucemia constante, con apenas picos durante el día. Podríamos hacer pequeños matices que pueden ayudar a conseguir este objetivo como los siguientes:

    • Cuando se consuman alimentos saludables pero ricos en azúcares sencillos: frutas, frutas deshidratadas, zumos naturales… intentar acompañarlos con otro alimento pobre en hidratos de carbono simples y rico en proteínas y grasas.
    • Repartir los hidratos a lo largo del día, para que no existan picos de glucemia. Normalmente por la mañana la glucosa tiende a aumentar, y a lo largo de la mañana a disminuir. Por tanto, podría ser interesante realizar un desayuno bajo en carbohidratos e ingerir estos algo más tarde, a media mañana.
    • Utilizar los alimentos ricos en hidratos de carbono (pasta, arroz, patata…) más como acompañamiento y no como plato principal. Ejemplo: tofu al curry con verduras y como guarnición 40g de arroz.
    • Priorizar siempre cereales integrales, para que la glucemia no se eleve rápidamente.
    • Consumir legumbres frecuentemente (mínimo 3 veces a la semana, dependiendo tolerancia). Son ricas en hidratos de carbono de bajo índice glucémico y tienen un alto contenido en proteínas. Por eso, es una gran alternativa a nivel nutritivo y para controlar la glucemia a lo largo de todo el día.
    • Si se trituran las frutas o las verduras (purés, salsas, zumos, batidos…) o las cocinas, simplemente añade un segundo plato rico en proteínas y grasa.

En el caso de las personas con una alimentación vegetariana, las recomendaciones son las mismas. Si que es verdad, que normalmente en este tipo de alimentación es más probable que aparezcan más alimentos ricos en hidratos de carbono.  Mientras este macronutriente proceda de alimentos saludables y no de ultraprocesados, no va a haber mayor problema.  En estos casos, por el hecho de la reducción de consumo de proteína procedente de animales, se va a incluir más alimentos con proteína vegetal (legumbres, soja y derivados, seitán, entre otros…).

 

¿Cómo afectan este tipo de alimentos o productos a una persona diabética?

En primer lugar, podemos hablar de las legumbres. Creo que es el grupo que más comeduras de cabeza da a las personas con diabetes, debido en gran parte a los mitos que existen desde siempre. Antiguamente en cuanto una persona debutaba con diabetes tanto tipo 1 como tipo 2, la primera recomendación de los médicos era que eliminase las legumbres de su dieta (simplemente por tener hidratos de carbono, una forma simple de que si no comes hidratos de carbono tu glucemia no variará). Esto es completamente falso, ya que se trata de un alimento rico en proteínas vegetales, además de hidratos de carbono pero de absorción lenta, lo que evita el aumento inmediato de la glucemia, todo lo contrario, consigue un mantenimiento del azúcar en sangre prolongado.

Por otro lado encontramos la soja y sus derivados (tofu, soja texturizada, tempeh, heura, bebida de soja, edamames..). En este caso, al igual que en las legumbres, la soja es un alimento rico en proteínas pero también contiene hidratos de carbono (no en el caso de derivados), pero al tratarse de azúcares complejos, va a conseguir que exista un buen control de la glucemia las horas posteriores a consumir productos de este tipo. Si comparásemos la bebida de soja (sin azúcares añadidos) con la leche de vaca, si que se puede observar que la leche de vaca contiene más hidratos de carbono(4,5g/100ml) respecto a la bebida de soja(0,6g/100ml) e incluso que la bebida de soja enriquecida en calcio que lleva azúcares añadidos(2,8g/100ml). Esto no significa que la bebida de soja sea mejor o peor que la leche de vaca por contener menos hidratos de carbono. Simplemente puede ayudarnos a hacernos una idea de cuándo podemos utilizar un producto u otro. 

Por ejemplo, la leche nos puede ayudar en el caso de incrementar la glucemia antes de irse a dormir una persona con diabetes tipo 1. En el caso de un diabético tipo 2, si va a tomar un vaso de leche solo a media mañana igual sería conveniente hacer uso de la bebida vegetal, o tomar el vaso de leche animal junto con otro alimento rico en grasas y proteínas (frutos secos por ejemplo), para que no se produzca tanto pico. Algo parecido pasa en los yogures de soja respecto a los yogures de vaca, los primeros no tienen apenas hidratos de carbono, y los de vaca aunque no es un valor muy elevado(4,2g/por producto), es más alto. Repetir que no es ni mejor ni peor que tenga más o menos hidratos de carbono un alimento, si estos hidratos de carbono provienen del alimento, simplemente hay que saber manejarlos.  

También podemos hablar del seitán, producto que se prepara a base del gluten del trigo. Por esta razón es un producto con un gran aporte proteico, pero apenas tiene hidratos de carbono, es decir, no va a variar apenas la glucemia. 

En cuanto a suplementación que se suele incluir en personas con este tipo de alimentación, hablamos de tanto vitamina B12 y vitamina D (muy común también en población general). Apenas existen estudios que expliquen sus efectos sobre personas con diabetes, pero la lógica nos lleva claramente a pensar que no existe ningún tipo de efecto diferente a la población general, por tanto es importante que personas diabéticas se suplementen con la misma recomendación general.

Añadir que, si existe algún tipo de duda en cuanto a alimentación vegetariana en una persona tanto con diabetes tipo 1, como con diabetes tipo 2 o diabetes gestacional, debe acudir a un dietista-nutricionista para poder ser asesorado correctamente, ya que cada persona es un mundo y podría acabar desencadenando problemas en su salud. 

Por último, dejar claro, que no por seguir una alimentación vegetariana significa evitar la diabetes tipo 2 o gestacional, o tener mejor controlada la diabetes tipo 1. Ya que lo importante es tanto sea alimentación vegetariana o no, llevar un estilo de vida saludable que incluye una alimentación sana y la práctica de ejercicio.

 


María Asensio González (@diabetonutri)
Dietista-Nutricionista CV00988. Máster en nutrición deportiva por la Universidad Católica de Murcia (UCAM). Especializada en diabetes
Para más información o contacto puedes enviar un mail a nutricion@unionvegetariana.org

Comentarios

  • pedro

    Responder

    Increible articulo! Es muy dificil llevar esta enfermedad dia a dia. Siempre hay opciones para seguir adelante, y por eso les vengo a dejar este increible curso que me ayduo muchisimo para poder controlar la diabetes. ——> https://go.hotmart.com/T46973696J

    31 enero 2021

Publica un comentario

No tienes permisos para registrate